Geometría del vestido con el escote más perfecto de Zara y Bershka

No hacía falta recurrir a las matemáticas para saber que, con todo probabilidad, el artículo más vendido de la selección de Jessica Goicoechea para Bershka sería un escueto vestido rojo con un complicado escote que consigue que el color parezca lo menos peligroso de toda la propuesta. Atraídas por esa tonalidad tan explosiva como universal que hace buena cara y mejor look al instante, muchas se habrá encontrado con el que podría ser el corte más favorecedor del verano. Lo dicen en Bershka, lo suscriben en Zara, en With Jéan, en Reformation

Con la precisión de las ciencias exactas, la fórmula de su éxito radica en la combinación de la abertura cuadrada y las costuras fruncidas circulares con efecto corsé alrededor de la copa. Recuerda a las blusitas que se llevan bajo el dirndl bávaro en el Oktoberfest y tiene ese aire romántico de los vestidos que llevan las heroínas de Jane Austen solo que mucho más arriesgado.

Con todo, lo más relevante es que cumple las dos premisas que determinan lo que debería ser un escote, y por tanto, un vestido perfecto (y en tendencia) en el verano de 2020. Primero, están confeccionados para poner en valor la clavícula y no tanto el pecho. Segundo, favorece a todas las tallas, tanto a la 85A como a las 100C.

Efecto corsé + mangas abullonadas + abertura cuadrada que resalta cuello hombros y clavícula
=

EL ESCOTE PERFECTO

© Ilustración de Mar Lorenzo (Imágenes de Getty, Zara, Bershka y With Jéan)

Analicemos todas las variables paso a paso.:

El escote corsé
Las costuras fruncidas crean sensación de volumen de manera que visualmente aumentan una talla en el pecho más pequeño mientras que, el hecho de que la costura rodee el pecho como haría un sujetador proporciona sujeción y estructura de forma que queda recogido y realzado si tienes mucho.

Las mangas volumen
Mantienen el juego de proporciones que inician las costuras fruncidas y el escote realzado.

La forma poligonal
Combina lo mejor del escote cuadrado y el escote corazón. Así que si tuviéramos que conceptualizarlo en una forma geométrica, sería una suerte de pentágono invertido cuyo perímetro se acopla a la perfección a la silueta femenina: los lados paralelos se corresponden con los brazos, los lados del "triángulo" marcan el escote.

© Cortesía de With Jéan/Bershka/Réalisation Par

Vestido estampado de flores de With Jéan.
Vestido rojo de Bershka.
Vestido con estampado de fresas de Réalisation Par.

Con esta silueta tan particular, la fórmula del vestido más popular del verano se repite en todas las tiendas en diferentes versiones (mini o midi), en diferentes colores (lisos o estampados) y con variaciones en ciertos detalles (lazos decorativos, mangas francesas…).

Dentro de poco lo verás por todas partes, pero puedes empezar por aquí: los 10 vestidos con el escote más bonito del verano en Zara y compañía. Un vestido para gobernarlos a todos (los tipos de cuerpo), un vestido para atarlos a las tendencias.

SUSCRÍBETE AQUÍ a nuestra newsletter para recibir todas las novedades de Glamour.

Nuestros periodistas recomiendan de manera independiente productos y servicios que puedes comprar o adquirir en Internet. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos en nuestros textos, Condenet Iberica S.L. puede recibir una comisión. Lee aquí nuestra política de afiliación.

Fuente: Leer Artículo Completo