Lo último en antiarrugas son los parches con microagujas de ácido hialurónico

No nos extraña nada que sea Peace Out, la firma que revolucionó este año los tratamientos antiacné con unos parches, la que vuelva a hacerlo en el terreno antiedad. Por suerte, es una de las marcas que se distribuyen a nivel global a través de Sephora y, aunque ahora solo pueden probarse en Estados Unidos, llegarán sin duda a España en el año que comienza. Hablamos de Peace Out Wrinkles, unos parches con forma de tirita, que vienen equipados con 450 microagujas de ácido hialurónico que se disuelven al contacto con la piel. Ese es su poder máximo: al penetrar la fórmula más profudamente, su efectividad contra las pequeñas arrugas y las líneas de expresión es mayor que el de, por ejemplo, una mascarilla.

En realidad, la fórmula de estos parches antiarrugas incluye algo más que ácido hialurónico: llevan retinol, péptidos y vitamina C, compuestos que logran estimular la producción del colágeno que mantiene en forma la piel. Tras un estudio de dos semanas, la marca ha revelado que el 70% de los participantes manifestaron percibir sus arrugas y líneas de expresión más suaves gracias a un uso continuado. Además, el 95% admitieron que no sufrieron rojeces ni irritación, dos efectos secundarios de los cosméticos con retinol.

Esta no es la primera vez que Peace Out hace uso de la tecnología de las microagujas en sus parches: los Peace Out Dark Spots, formulados para aclarar la hiperpigmentación de la piel, también los incluyen. Aligual que con las arrugas, las usuarias admiten que son bastante efectivas. En Estados Unidos, cada paqueta de seis parches cuesta unos 26 euros. Un precio bastante económico para el potencial de las tiritas. Esperemos que no tarden en llegar demasiado a Sephora.

Fuente: Leer Artículo Completo