Hemos probado cómo tapar las canas con spray, cepillo, lápiz y polvos y esto es lo que tenemos que decir

Son síntoma de la edad, pero sabemos que determinadas situaciones como el estrés o la ansiedad pueden acelerar la aparición de las canas. De hecho, es fácil que la situación de pandemia por coronavirus que vivimos, con los confinamientos totales o parciales y las preocupaciones que tienen que ver con la salud o el trabajo, adelanten la aparición de algunas hebras de cabello blanco en melenas perfectamente juveniles. No es ningún drama. Tanto es así, que el pelo gris se ha convertido en una verdadera joya de tendencia para muchas influencers. Pero, claro, no todas tenemos la suerte de tener una distribución bonita y uniforme de las canas. Nos salen, acumuladas, en las sienes y las patillas.

https://www.instagram.com/p/CGzVPtyl30z/

Puede que con el paso del tiempo, más allá de los 50 años, podamos apostar definitivamente por un cabello gris absolutamente natural o realzado por coloraciones plateadas. Sin embargo, de momento no nos queda más remedio que tapar esas canas que se nos acumulan en un lugar tan feo como sienes y patillas o salpican la frente. Avisamos: no es tan fácil. De hecho, el impulso inmediato es recurrir a los más que prácticos esprays que tan buen resultado dan para retocar raíces y superficies amplias. Es un error. Para zonas muy muy precisas y pocas canas, no sirve de nada. Lo mismo podemos decir del formato polvo, favorito de muchas por la aplicación con mini brocha o esponja.

https://www.instagram.com/p/B9uPYuKqwCo/

Por mucho que nos guste, esta es la realidad: el formato polvo no sirve para las sienes. Tiñe totalmente la piel en una zona en la que esta es muy visible, con un efecto conde Drácula terrible. No queda más remedio que utilizar los formatos más precisos: el cepillo y el lápiz. El que mejor nos ha funcionado es el cepillo: aplica más cantidad de producto y puede teñir las hebras blancas en menos pasadas. Con el lápiz nos hemos cansado un poco de tanto insistir para cubrirlas totalmente. Inconveniente de ambos: pueden manchar. Pero compensa: ver las canas de las patillas en una melena oscura no agrada nada de nada.

Fuente: Leer Artículo Completo