Todo lo que sabemos del viaje de la reina Letizia a Honduras

La reina Letizia viaja los días 14 y 15, lunes y martes de la próxima semana, a Honduras en misión humanitaria. Entregará ayuda humanitaria a la población afectada por la catástrofe causada por los recientes huracanes Eta e Iota que han arrasado el país dejando a su paso un centenar de fallecidos, medio millón de evacuados y cien mil personas hacinadas en albergues, a la mitad de los estudiantes sin internet, miles de incomunicados y la ciudad de San Pedro Sula, en el norte del país y foco económico de Honduras, devastada.

La secretaria de Estado de Cooperación Internacional, Ángeles Moreno Bau, acompañará a la reina en este viaje en el que doña Letizia trasladará a los hondureños la solidaridad del pueblo español y que supone el mayor esfuerzo realizado por la Cooperación española en la última década ya que durante la visita se hará entrega de un importante volumen de ayuda humanitaria. En total, se llevarán 120 toneladas de material, según la información de la Casa Real. El vuelo que llevará a la reina a Honduras transportará, entre otras cosas, test de diagnóstico rápido de Covid-19.

El coronavirus marca la agenda de la reina supeditada a las condiciones de movilidad establecidas dentro del país. En principio, se contempla un encuentro con autoridades de Honduras al más alto nivel, además visitará una escuela y un albergue ubicado en una de las zonas afectadas, en el valle de Sula, al norte del país. También se reunirá con los responsables de la Cooperación Española y las ONG a quienes trasladará el reconocimiento a su labor de apoyo a la población afectada. Aunque todo con distancias, sin aglomeraciones ni citas fuera de lo estrictamente necesario.

Doña Letizia realiza este viaje de cooperación en solitario y el primero al extranjero desde la declaración del estado de alarma en marzo. En 2015 ya visitó Honduras en su primer viaje de cooperación como reina, como antes hizo doña Sofía en misión humanitaria.

El rey Felipe VI, que en noviembre recuperó su agenda internacional para viajar a la toma de posesión de Luis Arce como nuevo presidente de Bolivia, permanecerá en España con una apretada agenda. El lunes estará en Badajoz para visitar la base aérea de Talavera La Real; el miércoles, en Madrid, asistirá por la mañana a la entrega de los premios Fundación Victimas del Terrorismo y, por la tarde, a la de los premios empresariales CEIM 2020. El jueves, también en Madrid, inaugurará la exposición Azaña: intelectual y estadista. A los 80 años de su fundación en el exilio en la Biblioteca Nacional y participará en la reunión del patronato de la Fundación Pro Real Academia Española en el palacio de El Pardo. El viernes la reina Letizia, tras su regreso de Honduras y con un tiempo prudencial para recuperarse, se incorpora a la agenda oficial de la Casa Real y junto a Felipe VI asistirá a la inauguración de Monumento en memoria y reconocimiento de los sanitarios fallecidos en el ejercicio de su profesión durante la pandemia en la plaza de los Sagrados corazones de Madrid y visitarán el proyecto de Cáritas de asistencia a domicilio a mayores solos en la pequeña localidad de Brea de Tajo a unos 60 kilómetros de la ciudad de Madrid.

Una semana muy activa para los reyes mientras se esperan nuevas informaciones respecto al avance de la investigación abierta por la Fiscalía respecto al pago de 678.393,72 euros realizado por el rey emérito a la Agencia Tributaria para regularizar su situación fiscal por la donación realizada por el empresario Sanginés-Krause y supuestamente usada en tarjetas opacas por varios miembros de la familia entre quienes no están ni Felipe VI ni doña Letizia ni sus hijas, según lo publicado hasta el momento.

Fuente: Leer Artículo Completo