Lara Álvarez y Andrés Velencoso, ¿distanciados?

Era el romance del año pero Andrés Velencoso y Lara Álvarez han pasado las vacaciones de Navidad —las primeras desde que se anunció su idilio— por separado. Guapos, inteligentes y exitosos, parecían la pareja perfecta, la envidia de todos los mortales. A pesar de que muchos medios les han situado juntos disfrutando del clima mexicano, ‘Hoy Corazón’ ha podido confirmar que aunque ambos compartieron instantáneas de playas paradisiacas, no escogieron el mismo destino. Mientras Lara y su familia sí viajaron hasta la península de Yucatán para dar la bienvenida al nuevo año, Andrés optaba poner rumbo a Brasil para tomar aire y reconectar. La decisión de no pasar juntos unas fechas tan destacadas ha despertado la extrañeza en aquellos que no conocen la verdadera naturaleza de su relación.

Esta revista ha podido saber que, aunque Andrés y Lara no han perdido el contacto telefónico, sus encuentros ya no se producen con la misma frecuencia. De hecho, llevan sin coincidir físicamente desde hace más de un mes. Los compromisos profesionales de la presentadora y la evidente distancia que existe entre ellos —él vive en la sierra catalana y ella en Madrid— dificultan las apasionadas citas que, hasta la fecha, solían producirse en el domicilio de la asturiana. Fuentes solventes insisten en que, aunque la química entre ellos es indiscutible, actualmente no tienen ningún compromiso sentimental. Lo suyo es más carnal que romántico. Ambos sienten una gran atracción pero no lo suficiente como para formar una vida juntos.

A pesar de que siguen en contacto telefónico, hace más de un mes que no se ven

Tanto es así que ninguno de los dos ha querido confirmar públicamente que mantengan un noviazgo. Con simpatía de eterno galán, él lanza balones fuera cuando se le pregunta y ella evita pronunciarse sobre todo lo que tenga relación con su vida privada. Extremadamente activos en las redes sociales, también ha sorprendido que en las últimas semanas hayan dejado de enviarse mensajes de una cuenta a otra. Es evidente que ha disminuido ese continuo goteo de ‘likes’ y comentarios a los que nos tenían acostumbrados, sin embargo, en la última publicación del modelo, la presentadora le ha regalado un ‘me gusta’. Aunque Lara ya no le escribe en sus post, Andrés solo parece comunicarse con ella a través de emoticonos. El último, el de una sirenita, con el que hizo un guiño en una publicación en la que surcaba los mares sobre una tabla de surf.

En las próximas semanas, justo a su regreso de las vacaciones, Lara pondrá rumbo a Honduras, donde ejercerá de copresentadora de la nueva edición de ‘Supervivientes’ (Telecinco). Ilusionada con el proyecto televisivo que la ha encumbrado como estrella rutilante en el universo Mediaset, un año más mantiene intacta la premisa de que “lo que pasa en la isla se queda en la isla”. Una idea que evidencia que no tiene intención de tener, al menos de momento, ninguna relación seria con ningún hombre. Ni siquiera con Velencoso.

La isla que separa

No es la primera vez que Lara toma la decisión de vivir el concurso sin ataduras. Salvo la visita clandestina —y en avión privado— de Fernando Alonso cuando su idilio empezaba a hacer aguas, ninguno de sus novios le ha visitado durante su permanencia en Supervivientes. Ni siquiera Román Mosteiro, con el que se llegó a especular con una posible boda, cruzó el charco para estar a su lado.

Muy celosa de su intimidad, poco o nada hemos sabido sobre los motivos por los que se han desinflado sus romances. Dicen que su entrega en el trabajo ha alejado más que ha acercado. Y es que Lara tiene en su haber una larga lista de conquistas que, eso sí, no le han durado demasiado. Con su último novio, el bailarín Daniel Miralles, solo estuvo unos meses, prácticamente los mismos que con el cámara Edu Blanco o el actor Dani Martínez.

Fuente: Leer Artículo Completo