Kourtney Kardashian lleva el sujetador al revés

Ver a celebrities vistiendo una prenda de una forma diferente a lo que estamos acostumbradas puede ser el inicio de una tendencia. Por ejemplo, en los 2000 se comenzaron a llevar los cuellos de las camisas alzados, una forma de llevarlos para la que no estaban diseñados originalmente. En la misma época, el afán de lucir abdomen dio lugar a que muchas chicas doblaran la cinturilla de su pantalón de chándal para dejar más piel al descubierto. Esta tendencia se ha recogido actualmente y ahora se pueden encontrar prendas que simulan esta vuelta de elástico. Hasta aquí nada sorprendente, pero si esta vuelta de tuerca a cualquier prenda involucra a una de las hermanas Kardashian, el resultado no va a dejar indiferente a nadie.

https://www.instagram.com/p/Cja5RAuJQvE

A post shared by Kourtney Kardashian Barker (@kourtneykardash)

Tras ser testigos de cómo Kylie Jenner usaba su ropa interior -vistiendo la camiseta de tirantes más básica que será tendencia- como look de streetstyle, otro miembro de la familia ha querido seguir su estela dando un giro a la forma de llevar la ropa interior. Hace pocas horas Kourtney Kardashian ha superado la tendencia que aboga por lucir el sujetador sumándole solo una chaqueta y a través de Instagram nos ha propuesto una forma alternativa de llevar el sostén, algo tan sencillo como darle la vuelta. De esta forma se ve sobre su pecho la clásica fila de corchetes que sirve como cierre a estas prendas de lencería. Kourtney lo llevó así en una cita en la que sabía que todos los focos iban a estar sobre ella, ya que se trataba de un evento promocional de Poosh, uno de sus negocios.

En el interior de una habitación se fotografió delante de un espejo en el que se podía leer escrito con pintalabios «Xo, Poosh». Este dejaba ver detrás de ella una enorme cama vestida con un edredón rosa chicle y unos vestidos colgados, que puede que fueran otras opciones para este día. Pero finalmente, Kourtney las rechazó y optó por un vestido blanco corto ceñido hasta debajo del pecho. La zona del busto está confeccionada con una tela semitranparente bordada con un motivo floral. Este mismo tejido decorado con motivos florales da forma a los guantes largos que se enfundó la celebrity. El escote en uve de la prenda nos permite ver el detalle más innovador del look, ya que deja al descubierto el cierre del sujetador. La hermana de Kim completó el look con una gargantilla gruesa y unas gafas de sol negras con forma de ojo de gato.

Además de la foto principal en la que Kourtney nos muestra su ocurrencia, la socialité colgó otras gracias a las que podemos ver otros detalles como su zapatos de tacón atados al tobillo, en blanco y negro a juego con el vestido o su bolso Kelly de Hermès negro. Gracias a estas imágenes también se puede ver el entorno tropical, con piscina y barra de zumos incluidos, en el que se celebró el evento.



Fuente: Leer Artículo Completo

Noticias de estilo de vida