Kiko Rivera detalla el origen del enfado con su prima Anabel Pantoja: »No entendía nada»

  • Repasamos el árbol genealógico del clan Pantoja
  • Kiko Rivera: los momentos que más han marcado su vida
  • Así es la vida de Anabel Pantoja
  • Las mejores imágenes de la vida de Isabel Pantoja

    Kiko Rivera se ha sentado en ‘Sábado Deluxe’ para despejar todas las dudas sobre el motivo de su actual enfado con Anabel Pantoja y la sorprendente reconciliación con su madre. Para abordar este asuntó, se remontó al día en el que se enteró de la muerte de su abuela, doña Ana. En ese momento, el DJ se encontraba en La Graciosa para asistir a la boda de su prima con Omar Sánchez. “Vas a ver un mensaje en el queda claro que yo no miento. Ella me llama llorando, normal, se había muerto su abuela, y me dice que ha hablado con mi madre y que no quiere que vaya”, afirmó el hijo de Isabel Pantoja, que al escuchar a su prima se hundió, ya que lo que más deseaba en ese momento era desplazarse a Cantora para arropar a su progenitora en tan duro momento. “Cuando mi prima me dice eso me pongo peor”, indicó.

    Sin embargo, no entiendo muy bien por qué, pero después de que Kiko Rivera hablara con Raquel Bollo y esta le convenciera de que se dejara llevar por sus sentimientos y fuera a ver a su madre, Anabel Pantoja cambió de opinión. “Ella me dijo que fuera y si me encontraba un marrón, pues que me marchara”, recordó sobre su conversación con la madre de Manuel Cortés. Al enterarse que Kiko Rivera iba a ir a Cantora fuera bien recibido o no, Anabel le dijo que había hablado otra vez con la cantante y que sí que estaba dispuesta a verlo. “No entendía nada. Hacía dos horas que me había dicho lo contrario”, se lamentó el marido de Irene Rosales.

    Después de explicar que el camino a la finca donde vive su madre fue horroroso debido a las dudas de cómo iba a ser recibido, confesó que al llegar estaba su madre esperándole en el patio con los brazos abiertos. “Se me salía el corazón por el pecho. Fue una sensación tremenda”, recordó antes de exponer que estuvieron más de diez minutos abrazados y llorando. “Mi madre tan solo decía: ‘Gracias mamá, te has tenido que morir para que mi hijo viniera a verme’ […] En ese momento, era mi madre. Mataría porque esos 15 minutos duraran una eternidad”.

    Una ver terminó el momento emotivo, Isabel hizo el amago de ponerse a hablar sobre los problemas que arrastran desde la emisión de ‘Cantora, la herencia envenenada’. “Le dije que no era el momento de hablar de eso”, explicó. “Mi madre estaba delgada y físicamente mal. Habría dormido poco, pero no la encontré bien […] Ese abrazo me recargó”. Pasada unas cuatro horas, tiempo que pasó en el patio “agarradito a la mano de mi madre”, Kiko Rivera decidió marcharse a su casa.

    Dicho esto, el invitado aprovechó para reprocharle a la colaboradora de ‘Sálvame’ que no haya hecho nada para interceder en el conflicto entre él y su madre. “Mi prima tiene pánico a alguien de allí. No sé si a mi tío o a mi madre. Mira si es así, que cuando murió mi abuela fue antes a ver a mi madre que a su padre”, dijo antes de hacer una acusación sobre el verdadero motivo por el que Anabel Pantoja cambió de versión sobre si iba a ser bien recibido en Cantora: “Tengo la sensación de que Anabel no hablaba con mi madre sino con mi tío”.

    Fuente: Leer Artículo Completo