Carolina de Mónaco y el vestido de flores de invierno

Cada 26 de enero la familia Grimaldi se reúne para celebrar Santa Devota, la patrona de Mónaco. Llegada esta fecha la realeza del principado festeja el aniversario en grupo y hasta la ceremonia se acercan personalidades como el príncipe Alberto de Mónaco, con sus dos hijos, Gabriela y Jaime, y su mujer, Charlène de Mónaco.

Este año, dados los problemas de salud por los que atraviesa Charlene, el encuentro fue distinto y en lugar de la princesa consorte acudió otra de las grandes figuras de la familia que ya le sustituyó en otros actos públicos, como en la inauguración del mercado navideño de Montecarlo. Se trata de la hermana de Alberto, Carolina de Mónaco, que para esta ocasión apostó por un sobrio atuendo invernal perfecto para afrontar las bajas temperaturas.

Escogió lucir una de las opciones más acogedor de la temporada: el abrigo de pelo negro. Para estilizar y marcar su silueta decidió añadir un cinturón ancho del mismo color encima y, lo más sorprendente: un vestido de flores midi en el que se fusionaron el negro el naranja y el azul.

Con esta apuesta Carolina demuestra una de las claves de estilo aptas para cualquier estación. El outfit de la royal nos enseña que los vestidos también son adecuados para lucir en invierno ya que, aunque no hemos podido ver la silueta del mismo, sí que el abrigo dejó ver bajo su puesta en escena el bajo del vestido, que sigue una de las tendencias ornamentales más femeninas del año: los volantes.

Además, para completar el atuendo y protegerse de las bajas temperaturas, Carolina añadió una bufanda de toquilla negra, pendientes con detalles en color naranja y unas botas de media caña de ante con tacón alto y ancho. Un original estilismo que sigue varias de las tendencias que arrasarán este año y que resulta un conjunto perfecto para vestir en cualquier estación.

La familia Grimaldi celebró así esta señalada fecha, que tiene lugar tan solo dos días más tarde del cumpleaños de Charlène de Mónaco, de 44 años, el 25 de enero.




Fuente: Leer Artículo Completo